DDD: la solución a todos nuestros problemas de democracia

La idea de un sistema informautomatizado que sustituyese la actual democracia delegativa (la llaman representativa y no lo es) por una democracia digital directa (DDD) llevaba un tiempo rondándome la cabeza hasta que me puse a mirar si ya existía esa propuesta en 15M o Democracia real ya, y me encontré con muchas coincidencias, pero creo que no hay ninguna de la dimensión que yo quisiera alcanzar: la eliminación de la clase política y su sustitución por un ágora virtual. La clásica ágora griega dejó de ser posible cuando las personas con derecho a voto eran demasiadas para reunirse en un lugar donde debatir y votar; pero ahora vuelve a ser posible gracias a Internet.

Esta solución daría respuesta a muchas de las inquietudes de los indignados y a muchos de los acuciantes problemas de nuestro sistema ¿democrático?:

1 persona = 1 voto / no a la ley d’Hondt
Se elimina toda complejidad relativa al recuento de votos; no habrá escaños ni circunscripciones, así que los votos cuentan todos por igual. La única circunscripción sería la del ámbito de aplicación de la propuesta a votar o debatir: local, provincial, autonómica, nacional o europea.
Longitud de las legislaturas
En nuestro sistema actual el “cortoplazismo” es uno de los más callosos problemas, porque para iniciar y destinar recursos a un proyecto que no dé frutos en menos de 4 años habría que ocultar su coste o incluso su existencia, acallando a los medios “enemigos” y a la oposición, y eso no es una opción en democracia. Sin embargo, en un sistema basado en propuestas, y no en representantes, no habría legislaturas, pero se podrían especificar periodos mínimos o de “protección” para distintos proyectos, para evitar que un proyecto iniciado (y que ya ha consumido recursos) se eche a perder por pequeños márgenes de cambio de opinión.
Referenda para multitud de asuntos y decisiones
En realidad, con este sistema, cada votación en el congreso virtual será como un referéndum.
Incorruptibilidad
Si no hay representantes, ¿a quién van a comprar los corruptores? Pueden intentar comprar a los funcionarios encargados de un proyecto, una decisión determinada o una inspección, pero es que esta idea del ágora virtual implica que se ponga todo (y lo más automáticamente posible) a la vista de todos, así que las oportunidades de corromperse deberían reducirse dramáticamente.

Mientras pensaba yo en las bondades de este sistema y en posibles soluciones a sus escollos técnicos, se lo contaba a quien pillaba cerca, y me encontré con todo tipo de manifestaciones de escepticismo, derrotismo y pesimismo cercano al cinismo. Por eso, antes de hablar más de soluciones y de las acciones que éstas requieren, os remito a un buenísimo artículo en el blog “Soy Pública. Defendiendo la Educación Pública”, titulado ¿Cómo inmunizarnos a la estrategia del shock?. Leerlo entero y ver los vídeos que incluye (muy recomendables todos) llevará unos 50 minutos, pero vale la pena.

Ya con un poco más de optimismo, o al menos con más resistencia al pesimismo, pasamos a la fase de iniciativas y acciones: lo primero que pensé fue proponer en un foro virtual del 15M la formación de un partido sin programa político, con un sólo punto en su programa electoral: la introducción del voto digital en el Congreso, abierto a todos los ciudadanos con derecho a voto, más la posibilidad de presentar propuestas utilizando también una plataforma digital (como sucede con las recogidas de firmas en Change.org). En principio, semejante planteamiento no debería suponer problemas frente a las reticencias del movimiento 15M a crear una formación política, porque en este caso el partido no tendría sesgo político alguno (sólo una propuesta metodológica) y los representantes serían completamente irrelevantes, porque todo lo decidible y votable pasaría a través de la plataforma digital.

Para esto, primero haría falta saber si ya existe algún proyecto utilizable como tal plataforma, antes de convocar un grupo de trabajo destinado a construirla. Al buscar me encuentro con 4 o 5 proyectos. Lo bueno es comprobar que hay más gente que ha llegado a las mismas conclusiones; lo malo es que parece demasiado común la actitud de hacer de la propia capa un sayo y, en lugar de converger y unirse, más bien se tiende a multiplicar esfuerzos y dividir fuerzas.

Entonces, mientras sopesaba las posibilidades del éxito que podría tener un intento de concentrar esfuerzos en un partido con tirón popular, me entero por las noticias de la aparición del Partido X, o “Partido del Futuro”, cuyas propuestas parecen ir en la misma dirección. Efectivamente, van en la misma dirección, así que abandono la idea del partido del 15M y me pongo a leer la web de éste otro partido.

Resulta que, en realidad, no es realmente un partido político … de momento. Aunque tienen presentada la solicitud de registro en el Ministerio del Interior. Su idea es concurrir a las elecciones sólo si ningún otro partido presenta sus iniciativas.

Hace unos días se cerró una fase de recogida de propuestas sobre 4 puntos en su web:

  1. Referéndum obligatorio y vinculante
  2. WikiGobierno o elaboración de legislación participativa y transparente
  3. Derecho a voto real y permanente
  4. Transparencia en la gestión pública
  5. Anexo – obligaciones de los gobiernos y de los representantes de la ciudadanía

Mientras leía las propuestas y comentarios, me entero de que ya hay un partido (realmente constituido como tal) con exactamente la misma idea que yo tenía en mente para introducir la democracia directa en el Parlamento. Me siento como “el Adelantado Don Rodrigo Díaz de Carreras”, ese personaje de Les Luthiers que fundó Caracas … en pleno centro de Caracas, que ya estaba fundada. Quizá si leyese más deprisa dejaría de re-inventar la rueda.

Bien, ese otro partido es el Partido de Internet, y presentan un programa que me figuro que hace innecesario que también se presente el Partido X. Lo cierto es que ese partido propone una alternativa a la democracia directa pura: la democracia líquida (democracia directa + delegación opcional de voto).

Este partido no tiene ideología porque su función no es política, sino instrumental: debe ser la puerta de entrada de la democracia directa al Congreso. Creo que la siguiente imagen resume muy bien la puesta en práctica de esta idea:

Partido de Internet como herramienta

Así actuaría el PDI como entrada del voto ciudadano en el Parlamento

Que se alcance finalmente la completa erradicación de la clase política o no es poco importante. Lo importante es que nos adentremos por este camino; así podremos conseguir listas abiertas, leyes que garanticen la transparencia de los partidos políticos y todo aquello que puede transformarles en algo útil y no peligroso y continuamente sospechoso (por no decir nauseabundo).

La recuperación del poder legislativo y, tal vez, también el ejecutivo, es la llave, la única llave posible para abrir la puerta a montones de nuevas posibilidades, ya que la transparencia real en la gestión del estado y la ausencia de poderosos intermediarios es imprescindible para plantearse, por ejemplo, serias mejoras en la administración pública, refuerzos del papel del estado en la persecución del bien común o permitir a la administración cotejar nuestros datos más completa y eficientemente (sin despertar paranoias) a fin de que la gestión de lo común sea más justa.

Tal como lo veo, votar al Partido de Internet no es votar a un partido: es votar por uno mismo.

Añadido. Este vídeo explica el PDI en 30 segundos:

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política y filosofía y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a DDD: la solución a todos nuestros problemas de democracia

  1. halon2012 dijo:

    Muy relacionado con lo que planteas…, yo conozco:
    Democracia 4.0:
    http://demo4punto0.net/es/home

    Asamblea Virtual:
    http://15m.virtualpol.com/

    Te recomiendo que te informes de ambas iniciativas…, la primera es casi lo que planteas…, en la segunda, se trata de un espacio virtual, totalmente democrático, para la organización y toma de decidiones e iniciativas…, se hacen simulacros de parlamento y referéndums vinculantes.

    Espero haber contribuido a tu iniciativa. Merece la pena que le dedique tiempo a leer lo que propone democracia 4.0, tienen un vídeo explicativo…, verás que está muy bien pensado, con una base legal muy sólida.

    Un abrazo, y sigue adelante…

    Unidos…, INVENCIBLES…

    • jmndb dijo:

      Antes de enterarme de la existencia del Partido X y del Partido de Internet estuve mirando varias iniciativas, incluidas esas dos, aunque no las llegué a estudiar en profundidad, así que me puedo equivocar en esto que voy a comentar:

      • El problema que le veo a Democracia 4.0 es que se basa en pedir al parlamento que nos devuelvan nuestra cuota de participación democrática. Y todo lo que pase por pedir a los parlamentarios actuales, le veo poco futuro.
      • El 15m.virtualpol podría haberse usado para organizar un partido del 15M salvando los problemas que se planteaban para ello (permite evitar personalismos y liderazgos y concentración de poder en pocas manos), que es lo que yo quería plantear para conseguir esa penetración en el parlamento que es justamente lo que el PDI permite.

      Ahora yo vería innecesaria y contraproducente la creación de un partido 15M, porque no hay que olvidar que disgregar nuestros recursos y nuestros votos nos perjudica.

      Gracias por las sugerencias. Un abrazo.

  2. Pingback: Nunca antes | mimolestaopinion

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s